Cinépatas.com

¡Locos por el CINE!


Página alojada en CDmon. Apóyanos usando sus servicios

Cinépatas.com:  Foros de cinépatas:  Largometrajes

La clase

Compartir tema
Responder

  7,47 sobre 10. (Detalles)

Para puntuar esta película tienes que estar conectado.

 

La clase 

mensajeMar 20 Ene, 2009 8:31 pm.

imagen

TITULO ORIGINAL Entre les murs

AÑO 2008

DURACIÓN 128 min.

PAÍS Francia

DIRECTOR Laurent Cantet

GUIÓN François Bégaudeau, Robin Campillo, Laurent Cantet (Libro: François Bégaudeau)

FOTOGRAFÍA Pierre Milon

REPARTO François Bégaudeau, Nassim Amrabt, Laura Baquela, Cherif Bounaïdja Rachedi, Juliette Demaille

PRODUCTORA Haut et Court

2008: Festival de Cannes: Palma de Oro / Drama / SINOPSIS: François es un joven profesor de lengua francesa en un instituto difícil, situado en un barrio conflictivo. Sus alumnos tienen entre 14 y 15 años. No duda en enfrentarse a Esmeralda, a Souleymane, a Khoumba y a los demás en estimulantes batallas verbales, como si la lengua estuviera en juego. Pero el aprendizaje de la democracia puede implicar auténticos riesgos. François -autor de la novela en la que se basa la película, con formato de docudrama- y los demás profesores se preparan para enfrentarse a un nuevo curso. Llenos de buenas intenciones, deseosos de aportar la mejor educación a sus alumnos, se arman contra el desaliento. Pero las culturas y las actitudes se enfrentan en el aula, microcosmos de la Francia contemporánea. Por muy divertidos y estimulantes que sean los adolescentes, sus comportamientos pueden cortar de raíz el entusiasmo de un profesor que no cobra bastante. La tremenda franqueza de François sorprende a sus alumnos, pero su estricto sentido de la ética se tambalea cuando los jóvenes empiezan a no aceptar sus métodos.

El protagonismo es coral. Se supone que dirige la orquesta educativa el profesor y que los alumnos y alumnas que le dan la réplica siguen la senda del conocimiento que marca aquel. Se supone.

Se tranquilizaba el presidente del Gobierno Rodríguez Zapatero ante el enésimo varapalo del Informe Pisa al sistema educativo español asegurando: "Nuestros jóvenes alcanzan niveles educativos similares a los de Estados Unidos, Dinamarca o Francia". Me arriesgaré a ser tachado de traidor a la patria por el Sr. Presidente, como el Sr. Presidente calificó a los que describían el abismo de la crisis económica por el que se precipita España, pero en Francia las cosas no pueden ir peor en lo que a la educación respecta. Recientemente el New York Times señalaba la Universidad de Nanterre, en mayo del 68 una de las anti universidades más activas, como símbolo de la irrefrenable decadencia de la calidad de la investigación francesa. Y en las estadísticas de Pisa se constata que el retroceso francés va a toda marcha.

En contraposición al sueño acomodaticio típico del optimismo antropológico, el presidente Nicolás Sarkozy hizo pública una "Carta a los educadores" en la que advertía:
Antes, en la educación había sin duda demasiada cultura y poca natura. Ahora hay tal vez demasiada natura y más bien poca cultura. Antes se valoraba demasiado la transmisión del saber y de los valores. Ahora, por el contrario, no se la valora en absoluto. La autoridad de los maestros se encuentra quebrantada. La de los padres y las instituciones, también. La cultura común que se transmitía de generación en generación, enriquecida por la aportación de cada una de ellas, se ha pulverizado hasta el punto de que es más difícil hablar y comprenderse. El fracaso escolar ha alcanzado niveles que ya no son aceptables.
El desafío político que lanzaba el presidente francés para relanzar el sistema educativo ha sido recogido cinematográficamente por el realizador Laurent Cantet, que se ha basado en un libro en el que el profesor François Bégaudeau relata sus experiencias como docente y le ha añadido una historia ficticia sobre una agresión protagonizada por un alumno y el consiguiente proceso disciplinario de que fue objeto, que confiere cierto suspense a la trama.

Claustrofóbicamente situadas las tres cámaras de vídeo digital usadas "entre los muros" (así se titula, precisamente, la versión original) de una clase de secundaria, con unas pocas salidas a la sala del profesorado y al campo de recreo, asistimos a un tira y afloja a lo largo de nueves meses escolares sobre la conjugación del pretérito imperfecto, las redacciones sobre autorretratos psicológicos, las comparaciones entre selecciones de fútbol, los insultos, los empujones, las definiciones de palabras como condescendiente... una retahíla variopinta de situaciones escolares que quieren reflejar a su vez las condiciones materiales que, como una esfera de influjos económicos, culturales, tecnológicos, rodean a cada miembro de la comunidad educativa.

Sin embargo, tras la aparente neutralidad política y el conductismo psicológico que pretende mantener Cantet, el currículo oculto de la película se mantiene fiel a los postulados roussonianos de Mayo del 68 y a su noción inquisitorial sobre la escuela como espacio de opresión, que Marx implícitamente postuló en su tesis III sobre Feuerbach: "El propio educador necesita ser educado". Los alumnos favoritos del director de cine son aquellos que mantienen un desafío constante contra la autoridad del profesor y del sistema educativo. El título originario apunta a la igualación entre la escuela y la cárcel, uno de los eslóganes favoritos de la retórica revolucionaria. El objetivo la película es mostrar la inoperancia, cuando no la malignidad, de un sistema educativo que no sirve, como presume, a la enseñanza sino a la domesticación de los rebeldes, con o sin causa, y que cuando no puede cumplir esta tarea laminadora de las diferencias simplemente expulsa al que no se adapta a las reglas del juego de una manera tan arbitraria como manifiestamente cruel.

En el horizonte se dibuja ese mito cinematográfico del ataque a la institución escolar que es Cero en conducta, de Jean Vigo. Todo ello sancionado desde la perspectiva filosófica del comunitarismo, según el cual la escuela, como todas las instituciones democráticas, debería someterse a los dictados de las así llamadas identidades culturales, ese sucedáneo contemporáneo de la vieja ideología de clases.

Cantet no trata de mostrarnos individuos, sino representantes, tipos ideales, del magrebí, del negro subsahariano, del negro caribeño, del francés... Así, en una de las secuencias más risibles a su pesar que se han rodado en mucho tiempo, una de las alumnas caracterizadas por su acoso al profesor afirma que lo único provechoso que ha hecho a lo largo del curso lo ha hecho gracias a una influencia extraescolar: nada más y nada menos que leer ¡La República de Platón!

Abonada a lo que se ha venido en llamar "híbrido entre documental y ficción", en el fondo la película de Cantet juguetea con uno de los lugares comunes impuesto como dogma cultural de la confusión entre realidad y ficción. Lo que pretende Cantet es, en la primera parte, presentarse como un adalid del documento cinematográfico notarial, al estilo del Frederick Wiseman deHigh School, lo que sí hace con vigor y rigor cuando se pega al relato verdadero de Bégaudeau, para a continuación introducir la mercancía averiada de su propaganda ficticia, cursi y melodramática, a raíz de un conflicto impostado y exagerado made in Ken Loach. Este hábil procedimiento le ha hecho granjearse el favor del público y la crítica franceses, ávidos de humanismo militante y triunfos nacionales, incluso se ha llegado a proponer su visionado obligatorio entre los profesores. Sin embargo, éstos, que se conocen el panorama de primera mano, no se han dejado chantajear emocionalmente y han sido los únicos que han hecho un ejercicio de crítica a la película y sus pretensiones libertadoras.

La clase no merecía la Palma de Oro, porque no era la propuesta más equilibrada de un cine volcado hacia la realidad, el que cumple con el compromiso ontológico del cine que defendió André Bazin, que estaba realizado ejemplarmente en la Gomorra de Garrone. Esta recuperación de la imagen-real queda devaluada por la instrumentalización espuria, ya habitual en anteriores cintas de Cantet, como Recursos humanos y Time Out, y es una lástima que la inteligente estrategia formal de construir la verdad cinematográfica a partir de innumerables primeros planos que funcionan dotando a la capacidad visual del cine un suplemento táctil y el uso de la cámara al hombro, que reproduce el desequilibrio continuo del balanceo corporal, se pierda en la bastardía de una mezcolanza entre realidad y ficción.


Fuente: Link

_______________________
"Huesos rotos, botellas rotas, todo esta roto"
 

 

mensajeMar 20 Ene, 2009 11:14 pm.

Abdelkrim

5
Sexo:Sexo:Hombre

Gracias por traernos esta crítica. Aunque políticamente muy significada (la valoración de un sistema educativo nunca es neutral) también analiza la película en sí y me ha dado una idea de lo que pueden ser sus mayores defectos.
A pesar de esto tengo mucho interés en verla. Cantet es un realizador ( y guionista, y director de fotografía, etc) muy respetado en Francia y en toda Europa. Y creo que no sin motivos: su película L'emploi du temps me parece una pequeña obra maestra en su género.

_______________________
Hay muertos que nunca mueren y vivos que no conocen la vida
 

 

mensajeJue 29 Ene, 2009 1:25 am.

Abdelkrim

5
Sexo:Sexo:Hombre

Me ha parecido bastante buena; esta película muestra exactamente lo que promete: un reflejo de los problemas del sistema educativo, y en eso es muy honesta porque no pasa de largo frente a las contradicciones e incongruencias de ese sistema.
El crítico de libertad digital, muy atento a repartir mandobles políticos, se ha perdido mucho de lo esencial en esta pelicula.... vamos, que no se ha enterado jeje. Para empezar me sorprende cuando dice que "el protagonismo de la historia es coral". Nada más lejos de la realidad; el protagonista absoluto y centro de todo el universo escolar es François, el profesor. Todos los demás elementos giran a su alrededor y cada uno es enfocado desde el punto de vista del profesor (salvo en detalles muy puntuales). Y esa es la apuesta más arriesgada de Cantet, que consigue poner el dedo en la llaga más sangrante: el sistema educativo naufraga porque no para de dar vueltas alrededor de la figura del profesor; mientras tanto el alumno, presunto beneficiario del asunto, no es tenido en cuenta para nada (magistral la escena del consejo de evaluación), el sistema le intenta relegar al papel de sujeto pasivo, o sujeto paciente, porque tiene que esperar con paciencia a que alguien se ocupe de sus necesidades y sus problemas. Frente a esta marginación los alumnos sólo pueden reaccionar con enfado o con desdén, mayormente con pasotismo. Y frente a la agresividad, concertada o espontánea, de la clase, el profesor se pone a la defensiva, se le caen todos sus bonitos esquemas de relación constructiva con los alumnos y pierde los papeles una clase sí y otra también: ya tenemos el perfecto círculo vicioso de la educación nacional.

_______________________
Hay muertos que nunca mueren y vivos que no conocen la vida
 

 

mensajeDom 01 Feb, 2009 2:56 pm.

La voy a ir a ver a los cines Groucho (ones que hay en Santander ciudad, con salas pequeñitas en plan antiguo) con una amgia...a ver que tal!

_______________________
I never had any friends later on like the ones I had when I was twelve. Jesus, does anyone?
 

 

mensajeDom 01 Feb, 2009 10:03 pm.

La pelicula me ha gustado!
Lo que pasa que mucha gente mayor se levantó diciendo: "Si es que los jóvenes de hoy en dia son todos unos impertinentes, es para darles de bofetadas..."
Y vamos, después de toda la película sea eso con lo que te has quedado...
y no me da tiempo a comentar mucho más...un 7,50

_______________________
I never had any friends later on like the ones I had when I was twelve. Jesus, does anyone?
 

 

mensajeLun 16 Feb, 2009 3:32 pm.

eowyn

8
Sexo:Sexo:Mujer

Pues yo no estoy ni con los abuelitos ni con el resto: no creo que la película critique sólo al sistema educativo, ni que sólo muestre que los jóvenes de hoy día son unos impertinentes. Para mí, la película muestra lo mal que crecen los niños en un entorno socialment inestable y lo mucho que lo demuestran en clase, y derivado de esto, lo complicado que es atenderles. Yo no vi tan mal posicionado al profesor, la verdad. De hecho, creo que en la mayoría de las clases intenta hablar con los alumnos, les hace caso, no pasa de ellos, no sé dónde veis eso de "dictatorial". ¿Quién es el guapo que nos monta un sistema educativo eficaz? No es tan sencillo. Ser profesor debe de ser una jugarreta, hoy día. Y a la tal Esmeralda la hubiera matado, literal.

_______________________
Siempre nos quedará París
 

 

mensajeMar 17 Feb, 2009 11:45 pm.

Abdelkrim

5
Sexo:Sexo:Hombre

Tal como yo lo veo, el profesor François Marin es un personaje construido de forma autocrítica (el autor del guión es un profesor auténtico). A lo largo de la historia, una larga serie de detalles van perfilando su actuación como educador; puede que estos detalles pasen inadvertidos a algunos espectadores, pero yo di clases durante 6 años y me habitué a evaluar y autoevaluarme:

1º- En la primera clase, François plantea la construcción de una frase que va a escribir en la pizarra; cuando identifica a la alumna que ha levantado la mano, se burla de ella, presumiendo que será incapaz de hacerlo bien. Esto es algo que NUNCA debe hacer un educador, no tiene ningún derecho.

2º- En otra ocasión 2 alumnas que trabajan juntas con un ordenador le preguntan cómo se escribe Galeries Lafayette. François se burla de ellas, presumiendo que nunca salen del barrio y por tanto los comercios del centro de París no les interesan...... Pero por quién se toma este tío enfadado Ni aún que él se fuera de compras a Nueva York cada semana, no tendría derecho a hacer ese tipo de observaciones.

3º- Trabajando sobre la conjugación, la clase le replica que determinados tiempos verbales no tienen utilidad; él porfía y se enfada, pero acaba aceptando que tienen razón, por lo que su posición queda debilitada. Un profesor de lengua debe aspirar a que sus alumnos dominen todos los registros del lenguaje, pero si es honesto admitirá de entrada que cada uno tiene su propio ámbito de expresión y sabrá delimitarlos claramente (yo siempre lo hice así en mis clases y creo que todos salimos ganando).

4º- Por otra parte, François se deja provocar con relativa facilidad y eso no es admisible en un educador, porque la educación es una función, no un espacio de relaciones sociales. Al educador le debe importar un pito lo que sus alumnos opinen de él, su función consiste en ser eficaz, no en ser popular. Esto se pone de manifiesto desde el inicio, cuando Suleyman, empujado por la clase, intenta acorralar a François para que admita su supuesta homosexualidad. François se lo toma como algo personal y se pone totalmente a la defensiva, cuando lo que debería hacer es dar una respuesta transversal, demostrar el valor del respeto a las opciones sexuales del otro.... y lo que acaba demostrando es su vulnerabilidad, su miedo a la clase. Luego él intenta mezclarse en los problemas emocionales de sus alumnos, y le mandan a freir espárragos. Normal.

5º- En otra escena, François se queda solo en la cafetería y se pone a fumar. Es decir, infringe las reglas y cuando se lo reprochan, en lugar de admitirlo busca una justificación. Luego a sus alumnos no les pasa ni una, no admite excusas. Otra contradicción.

6º- Por último, en el consejo de evaluación François se permite decir de Suleyman que no espera que mejore en su rendimiento académico porque "su capacidad es limitada".... y se queda tan fresco, el tío pierdete Un educador jamás debe decir una cosa así de un alumno, ni aunque lo piense sinceramente (además él sabe que no es verdad, por tanto es para soltarle una hostia por gilipollas) Pero es que además están presentes las delegadas de curso.... Cuando ellas vayan contando por ahí su versión de los hechos, François no lo entenderá (en el fondo no es muy listo).

En mi opinión esa escena del consejo de evaluación es crucial. ¿Para qué invitan a los representantes de los alumnos si luego no les hacen ni puñetero caso?.... Pues porque lo dice la norma escrita. La norma no escrita dice que los profesores cortan el bacalao y al resto que les den dos duros. Este estado de cosas lo admite François cuando se plantea la reunión del consejo de disciplina y la cosa ya no tiene remedio.

_______________________
Hay muertos que nunca mueren y vivos que no conocen la vida
 

 

mensajeVie 26 Jun, 2009 6:12 pm.

kenta

5
Sexo:Sexo:Hombre

Abdelkrim escribió:

6º- Por último, en el consejo de evaluación François se permite decir de Suleyman que no espera que mejore en su rendimiento académico porque "su capacidad es limitada".... y se queda tan fresco, el tío pierdete Un educador jamás debe decir una cosa así de un alumno, ni aunque lo piense sinceramente


Pues un profesor nos confesó que en las juntas de evaluación que hacen ellos sí que se dicen estas cosas, aunque no dijo nombres claro está.

 

 

mensajeJue 02 Jul, 2009 9:05 am.

Fabulosa y sincera. Una idea bien pensada y realizada que respira veracidad por todos sus poros. Las miserias del sistema estudiantil, la educación paterna y materna, la sociedad racial, las tradiciones culturales, todo tiene cabida en esta estupenda película, mención especial a la implicación de todo el casting. 9

_______________________
A mi lo que me mantiene despierto por las noches es Leonard Cohen.
 

 

mensajeSab 24 Oct, 2009 11:28 am.

Jen

5
Sexo:Sexo:Hombre

La película más realista que he visto sobre esta materia. Más que una película parece que estamos viendo una cámara oculta en cualquier aula.
La actuación del conjunto de alumnos es absolutamente perfecta y se agradece que el protagonista no sea un superprofesor que consigue que los descarriados se den cuenta de que van por el mal camino.

_______________________
"En la vida hay cosas más importantes que el dinero, pero son muy caras"
 

 

mensajeLun 22 Ago, 2011 1:50 pm.

josegolem

6
Sexo:Sexo:Hombre

La clase ofrece un análisis exhaustivo de las relaciones en el ámbito escolar a tres nives de relación interpersonal: profesor-profesor, alumno-alumno y profesor-alumno. Creo que es más interesante incluso todo ese análisis que una lectura a través del funcionamiento del sistema de enseñanza.

Gran trabajo de Cantet, impecable.

 

 

mensajeSab 30 Jun, 2012 10:39 pm.

El sistema educativo francés es aún peor que el de España. Pero lo entiendo que sea nefasto por profesores como el de Lengua, que en 4ºESO, equivalente a 2º B.U.P, en clases de Lengua hacen autorretratos los alumnos para conocerse, más que un profesor parece un psicólogo. Lo mejor al final cuando les preguntan qué han aprendido en el curso, las explicaciones que dan JJ. Me ha hecho mucha gracia cuando en una explicación le preguntan si es homosexual JJ.
Pena me dan los adolescentes que tengan cualidades y sean inteligentes pero sus padres no puedan pagarles un instituto privado, y pierdan facultades juntándolos en clases con todo tipo de especímenes.
Debería cambiar el sistema, haciendo exámenes antes de empezar el curso de las materias y dividiendo así a los alumnos dependiendo de sus facultades, no sólo ayudar a los flojos, porque entonces perjudicas a los listos, es injusto. Porque si no tienes dinero para un privado, estás jodido JJ. 7.

 

 

mensajeSab 30 Jun, 2012 10:41 pm.

Ahora recuerdo cuando en un claustro una profesora se queja de que han subido el café de 40c a 50c, y como ella toma 2 ó 3 al día, le repercute a la viciosa.

Responder

Cinépatas.com:  Foros de cinépatas:  Largometrajes

Contacta con Cinépatas.com  -  Departamento de Prensa  -  Departamento de Publicidad

¡Date prisa, el tiempo es dinero!

(Clockers: camellos)

Ver otras frases de cine