Cinépatas.com

¡Locos por el CINE!


Página alojada en CDmon. Apóyanos usando sus servicios

Contacta con Cinépatas.com  -  Departamento de Prensa  -  Departamento de Publicidad

- Me temo que estoy condenada a la soledad.
- Eso nunca se puede decir...
- Yo sí. En mi vida sólo hubo dos hombres: uno fue usted, mi director espiritual y el otro era mi padre. Los dos me abandonaron, ya no puedo confiar en ningún otro.

(La ley del deseo)

Ver otras frases de cine